Connect with us

Champions League

Ser o no ser…

Published

on

Dudo mucho que esta Champions League la gane algún equipo inglés. Sí, lo digo yo, el enamorado de la Premier League (la mejor liga del mundo me digan lo que me digan), voy a explicar el por qué de mi afirmación.

Los equipos ingleses están de moda, nunca en la historia de la Champions League un país había clasificado a 5 representantes a la fase de octavos de final de la máxima competición continental.

El espectacular fútbol del City de Guardiola, el rodillo del United de Mourinho, el juego alegre del Tottenham de Pochettino, la dinamita del Liverpool de Klopp, la sobriedad del Chelsea de Conte… todo hace presagiar el anunciado cambio de tendencia a favor del fútbol inglés.

En la primera tanda de los encuentros de octavos de final, Manchester City y Liverpool no defraudaron, apabullaron a sus rivales sin compasión y ya están en cuartos. El Tottenham por su parte caía ante la Juventus, el subcampeón eliminaba a los ‘spurs’ en una eliminatoria en la que los italianos únicamente dispararon las dos veces que hicieron gol en Wembley. El Tottenham fue netamente superior, pero esto no es un partido de liga, esto es la Champions, y equipos con el oficio del que siempre hacen gala los italianos, te mandan para casa.

Queda por ver lo que pueda hacer el Chelsea ante el Barcelona, pero conociendo la marejada que arrecia en Stamford Bridge, dar la campanada en el Nou Camp se antoja más utópico que plausible.

Al Manchester United sí que lo veo clasificarse ante el Sevilla, pero ojo, más por oficio de su entrenador que por juego.

Y es que esto último que acabo de decir es clave para determinar el campeón de la Champions League, el oficio, las tablas, el peso del escudo o como queráis llamarlo. Una característica que aún está muy verde en los equipos ingleses debido a varios factores; para muestra, la eliminatoria entre Tottenham y Juventus comentada anteriormente.

Porque… ¿Cómo es posible que equipos con sendos presupuestos y plantillas de ensueño se peguen año sí año también esos batacazos? Hay varios factores, pero el principal es uno del que emana el resto: el acervo cultural.

El etnocentrismo inglés impregna todos los ámbitos de la vida británica, el ejemplo más cercano lo tenemos con el “brexit”, ha habido noticiarios que ante temporales en el mar cantábrico, decían que el “continente había quedado aislado por el temporal”, es decir, ellos no eran los que estaban aislados, ¡ellos son ingleses por favor! Es un ejemplo un poco absurdo pero que da muestra de la visión que tienen en las islas. Claro, el deporte no iba a ser menos.

La Premier League es la competición más importante del mundo para el aficionado inglés (aunque la F.A. Cup no le va a la zaga, los hay que incluso prefieren la competición copera a la liga), esto es así y no hay más, lo demás es secundario; lo más curioso es que aunque los futbolistas no sean ingleses, acaban imbuidos de esa sensación.

A nivel económico el dinero que se mueve en la Premier League no le tiene demasiado que envidiar al que se maneja en la Champions League, por lo que no preocupa en exceso, hasta ahora, no sumar tanto dinero en la competición europea.

Por supuesto hablo de la Champions, a la Europa League ni la cuento porque directamente en Inglaterra casi ni cuenta.

Este cúmulo hace que los medios no le den tanta importancia a la Champions como los medios italianos o no digamos los españoles. No es ninguna falacia decir que en España se valora más ganar la Champions que la propia liga, cosa que personalmente no entiendo pero que respeto porque es parte de otro acervo cultural, en España sigue presente esa épica del Madrid que gana seis títulos consecutivos, el de sentirse el mejor equipo del mundo… otra visión de este deporte tan respetable como la de los ingleses.

Se debe unir también la sanción tras la tragedia de Heyssel que mantuvo a los equipos ingleses fuera de las competiciones europeas precisamente cuando eran claros dominadores, fueron años de travesía en el desierto que encerraron más aún al aficionado inglés en sus competiciones patrias.

Esto es lo que sucede a día de hoy, ahora bien, el fútbol ha cambiado; cada vez más magnates son dueños de equipos de fútbol en Inglaterra. Los equipos son cada vez más multinacionales con clientes (aficionados) en todo el mundo, no solo en Inglaterra y eso hay que mantenerlo y potenciarlo. Para ello, los equipos ingleses deben empezar a ganar títulos en Europa.

¿Lograrán romper el techo de cristal que impone ese acervo cultural que ha provocado el desdén de medios, aficionados e incluso futbolistas por la Champions?

Rotundamente sí, de eso no me cabe duda, económicamente son los clubes más poderosos, tienen entrenando en su país a los mejores entrenadores del planeta (un acierto invertir dinero en entrenadores, ellos son los que suben el nivel táctico) y cada vez más futbolistas miran hacia las islas con ansia de jugar allí debido a los sueldos y al nivel competitivo de su liga.

Lo que no harán será romper ese techo ahora, o no lo creo al menos. Si estuviéramos inmersos en una liga europea de regularidad, sin duda diría que la ganaría un equipo inglés (si es que la jugasen, económicamente les sale más rentable seguir dentro de la Premier League), pero esto no es una competición de regularidad, esto es la Champions, y nosotros, continentales con ese acervo cultural que nos hace conocer cómo funciona esta competición, sabemos que para ganar un título de UCL tienes que fracasar unas cuantas veces, que en una eliminatoria si te desconectas 3 minutos del partido, estás muerto. Todas esas cosas que los ingleses están aprendiendo desde hace unos años.

Eso sí, este año ya han metido a 5 en octavos, están aprendiendo y de aquí a no demasiado tiempo el techo de cristal va a ceder, entonces los medios británicos volverán a creer en la Champions, los aficionados ingleses creerán que ganando esa competición su equipo será el mejor del mundo y si le unimos el poder económico que les da el vivir en la mejor liga del mundo… entonces preparaos amigos, porque tendremos dominio inglés para rato.

Continue Reading
Advertisement OID
Click to comment

Leave a Reply

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Champions League

El Real Madrid conquista la 13ª Champions

Published

on

es.uefa.com | El Real Madrid conquistó su tercera #UCL de forma consecutiva tras superar al Liverpool gracias a una soberbia segunda mitad con Bale como estrella.

Los equipos salieron al tapete tras una mirada cómplice entre Cristiano Ronaldo y Jürgen Klopp todavía en el túnel de vestuarios, y el Liverpool imprimió una gran presión para tratar de atascar la salida de pelota blanca. En esos minutos, varias pérdidas madridistas derivaron en llegadas inglesas. La más clara, la que tuvieron Roberto Firmino y Trent Alexander-Arnold en el 23′ y ante la que Keylor Navas se tuvo que exhibir.

Después llegaron las lesiones de Mohamed Salah (30′) y Dani Carvajal (36′) para que la primera mitad se fuera por el sumidero con un gran centro de Benzema que Nacho estrelló al lateral de la red.

El francés estaba siendo el jugador del partido gracias a lo que hizo con balón y a lo mucho que aportó sin él. Isco avisó con un balón al larguero tras error defensivo inglés y tres después, en el 51′, Loris Karius sacó de forma precipitada con la mano y Benzema puso la bota para subir el 1-0 al marcador.

Sin ocasiones desde la lesión de Salah, el empate llegó en un saque de esquina botado por el capitán Jordan Henderson que Dejan Lovren ganó por alto y Sadio Mané desvió para evitar la estirada de Keylor.

Isco tuvo otra a media hora para el final antes de la entrada de Gareth Bale. Entró el galés, que tardó tres minutos en dejar boquiabierto al NSC Olimpiyskiy. Marcelo templó desde la izquierda y Bale enganchó una chilena muy arriba para clavar el 2-1 cerca de la escuadra. Espectacular exhibición física en un movimiento que recordó al de Cristiano Ronaldo en Turín este mismo curso.

Mané se estrelló con la madera (69′), pero después el Madrid ganó metros para ir apurando los minutos hacia un nuevo éxito. Pudo hacer el tercero en un pase exquisito de Bale que Benzema enganchó de primeras, pero llegó con un zurdazo del propio galés que Karius no acertó a blocar. Tercera #UCL consecutiva para Zinédine Zidane y los suyos, 13ª Copa de Europa del club y otra ciudad que quedará para el recuerdo blanco.

Jugador del Partido: Gareth Bale (Real Madrid)

No se puede hacer más en menos tiempo. Entró en el minuto 61, anotó una chilena memorable tres minutos después y sentenció en el tramo final. Peter Rudbæk, en representación del grupo de observadores técnicos, dijo: “Los observadores eligieron a Bale debido a que cambió el devenir del partido saliendo desde el banquillo y por su increíble golazo acrobático que sirvió para poner por delante a su equipo”.

La opinión del reportero

Santi Retortillo, Real Madrid (@UEFAcomSantiR)
Las previsiones hablaban de una final con muchos goles y la primera parte terminó 0-0, pero toda la esencia apareció en los segundos 45 minutos. La picardía de un brillante Benzema, la anticipación de Mané y la obra de arte de Bale, que con una chilena para la historia certificó, ante la grada madridista, la conquista de la #UCLfinal antes del 3-1 definitivo.

Datos clave

  • 13ª Copa de Europa para el Real Madrid, que encadena tres títulos seguidos
  • Segunda mitad vertiginosa en la que se vieron todos los goles
  • La chilena de Bale, su segundo gol en una #UCLfinal, decidió el título
  • Salah y Carvajal se retiraron lesionados en la primera mitad
  • Sergio Ramos volvió a coronarse en Kiev tras la UEFA EURO 2012
Continue Reading

Champions League

Real Madrid – Liverpool, una final de altura

Published

on

Real Madrid y Liverpool se medirán en la final de la Champions League que se disputará en Kiev, la capital ucraniana, en el estadio Olímpico de Kiev

El conjunto español tendrá al Liverpool como último obstáculo para conseguir la deseada ‘Decimotercera’. Los blancos fueron segundos en la fase de grupos y han llegado hasta la tercera final consecutiva tras derrotar al PSG (octavos), Juventus (cuartos) y Bayern (semifinales). Además será la final número 16ª para el equipo dirigido por Zidane. Equipos como Stade Reims (4-3, en el año 1956), Fiorentina (2-0, en el año 1957), Milan (3-2, en el año 1958), Stade Reims (2-0, en el año 1959), Eintracht Frankfurt (7-3, 1960), Partizan (2-1, 1966), Juventus (1-0, en 1998), Bayer Leverkusen (2-1, en el 2002), Atlético de Madrid (4-1, en el 2014), Atlético de Madrid (1-1, en 2016) y Juventus (4-1, la temporada) fueron derrotados a mano del Real Madrid. Sólo Benfica (5-3, en el año 1962), Inter de Milan (3-1, en 1964) y Liverpool (1-0, en el 1981) lograron el premio del triunfo europeo ante el equipo más en forma de la competición del viejo continente.

Por su parte el Liverpool disputará su octava final de la historia. En las vitrinas victoriosas del estadio de Anfield relucen cinco Copas de Europa, las ganadas en 1977 contra el Gladbach (3-1), en 1978 ante el Brujas (1-0), en 1981 frente al Real Madrid (1-0), en 1984 contra la Roma (1-1) y en 2005 ante el Milan (3-3). Los ‘reds’, sin embargo, cayeron en otras dos finales: en el año 1985 frente a la Juventus (1-0) y en el año 2007 ante el Milan (2-1). A nivel histórico, el Real Madrid, en caso de proclamarse campeón, puede tomar el testigo del Bayern, último equipo que ganó tres Copas de Europa seguidas (1974, 1975 y 1976). Bajo ‘formato Champions’ sería el primero en lograrlo.

(Foto: es.uefa.com)

Continue Reading

Champions League

El Liverpool sufre para llegar a Kiev

Published

on

es.uefa.com | El Liverpool será el rival del Real Madrid en la gran final de la UEFA Champions League, que se disputa en Kiev el 26 de mayo. Tras el 5-2 de la ida, los ingleses perdieron por 4-2 en el campo de la Roma para sellar su clasificación.

A la Roma no le quedaba otra que arriesgar tras el resultado de la semana pasada, y Eusebio Di Francesco optó por un once con Edin Džeko, Patrick Schick y Stephan El Shaarawy. Por el contrario, el técnico italiano no pudo contar con los lesionados Kevin Strootman y Diego Perotti. En el Liverpool de Jürgen Klopp, Wijnaldum ocupó la plaza de Oxlade-Chamberlain, ausente en Roma tras lastimarse en Inglaterra.

El equipo italiano sabía que un gol tempranero le podía meter de lleno en la eliminatoria, y éste llegó, pero lo marcó el Liverpool. En el 10’ Nainggolan perdió una pelota en el centro del campo, Firmino asistió a la carrera de Mané, y el senegalés superó a Alisson Becker en el mano a mano.

En la siguiente jugada, la Roma consiguió empatar el encuentro. Lovren se equivocó al despejar dentro del área, y la pelota pegó en la cabeza de Milner para sorprender a Karius y poner el 1-1 en el luminoso del Olimpico de Roma. El tanto encajado no descompuso al Liverpool, y en el 26’ Wijnaldum aprovechó un balón llovido en el interior del área para rematar solo y reestablecer la ventaja visitante.

Tras el paso por vestuarios, la Roma buscó con descaro la portería inglesa, y en el 52’ Džeko aprovechó un rechace de Karius para hacer el 2-2 y llenar de esperanza la capital italiana. Y justo antes de cumplirse la hora de juego, el meta alemán del Liverpool evitó el tanto de Ünder, que acababa de saltar al terreno de juego en lugar de Pellegrini.

Pellegrini lamenta la eliminación
Continue Reading
Advertisement

Podcast

Advertisement

Twitter

Instagram

Tendencia

Copyright © 2017 OID Radio4G Cantabria